CUANDO UN DISCO TE DEFINE: PORNOGRAPHY DE THE CURE.

La portada de Pornography

La portada de Pornography

Fue en 1985 cuando escuché por primera vez el disco Pornography de The Cure, en un especial de radio en FM. Después de impresionarme con la primera canción, tomé una cinta y comencé a grabar los demás temas en la casetera de mi estéreo Panasonic.

Aunque el álbum salió en 1982, en México llegó tarde. Hasta donde sé, jamás fue editado nacionalmente, si lo querías solo podrías obtenerlo importado por una  buena suma de dinero y yo no tenía plata para esos gustos tan caros.

En ese lejano 85 pocos conocían a The Cure, porque la radio en México era muy distinta, no te pasaba casi rock de vanguardia o alternativo,  y aunque ya existía la estación Rock 101, su programación era como  la última Coca-Cola del desierto.

Escuchaba y escuchaba esa cinta del Pornography, porque mi otra banda favorita, Kiss, tenía un concepto de escapismo, de fantasía, solo era para pasársela bien y… no está mal, pero descubrí con ese disco de The Cure que la música de un grupo te puede definir, darte una identidad, una voz, un porque de lo que sientes.

Esta producción de The Cure me cambió la vida en el mundo musical,  porque me influyó, por fin escuchaba algo que generaba ese sentimiento de melancolía e introspección que comúnmente tenía desde ese 85 cuando apenas tenía 14 años, lo malo es que no había nadie con quien compartir ese trabajo tan hermoso y a la vez depresivo.

Pero en 1985 el panorama musical no era depresivo, estaba Madonna, Wham, A-Ha, Duran Duran, Tears for Fears y The Cure había lanzado el disco The Head on The Door, con su hit de casi un acorde “In Between Days”, que era más bien alegre.

En la radio casi no pasaban ese mencionado hit de The Cure, hasta que algún programador se le ocurrió poner el Pornography completo en la radio, y estoy seguro que atrapó a muchos adolescentes como yo, que por obvias razones y por nuestra edad, la melancolía era lo nuestro, pero no estábamos cerca para compartir opiniones, no había Facebook, no había internet ni siquiera buenas revistas de rock.

No gastaré más “tinta” en hablar de las canciones, de eso han hablado muchísimos críticos, pero sin duda, muchos fans de The Cure  consideran a Pornography,   una de las mejores producciones de la banda, aunque no llegó ni a disco de oro. El verdadero arte no necesita de vender en su momento, será apreciado años después y si escuchas ahora el disco completo seguirá sonando distinto, atemporal, interesante, emocionante pero siempre, siempre: depresivo, claustrofóbico, melancólico, triste, y brillante…la oscuridad también tiene luz. Por algo muchos consideran que este álbum también definió a la música gótica.

Este artículo es dedicado a dos personas:

A mi amigo Felipe Díaz, quien está en un mejor lugar y con quien siempre compartí puntos de vista sobre este gran disco. Lástima que por la distancia de nuestros hogares, nunca pudimos tocar juntos, pero trabajamos de la mano en diseño y artículos para Univision.com.

Y a la persona más depresiva que conozco, espero de corazón que algún día estés bien,  y recuerdes que algún día me iluminabas con tu sonrisa.