ROCK ALTERNATIVO DE POLONIA: KATIE CAULFIELD

Katie Caulfield es una banda novel de Polonia

Katie Caulfield es una banda novel de Polonia

Desde Polonia nos llega una nueva banda llamada Katie Caulfield, que saca su primer material llamado Sow Thishes en formato digital, donde puedes escucharlo libremente, pero si lo deseas puedes comprar un track o si te gustó todo el disco, también lo puedes adquirir totalmente.

Este power trío está formado por jóvenes músicos, los cuales se nota que están influenciados por los arreglos de bandas grunge de los años 90’s, de ahí que algunos riffs suenen parecidos al material de Bush o incluso a los Smashing Pumpkins, pero también encontramos esa melancolía de la cual alguna bandas como The Cure en la época del post-punk llegaron a crear sonidos para entrar en depresión, recordemos el álbum Pornography.

Y posiblemente de ahí parte Katie Caulfield para crear su sonido, con temas dramáticos como “Jesus”, donde hacen una introducción que te pone expectante por saber cómo se desarrollará el tema, hasta que te atrapan con su lírica, donde no hay coros, simplemente dejan que la melodía haga su trabajo por sí sola.

La voz del líder de la banda Katie Hurdles es el sello de la banda, con su tono grave, pero jamás grita (algo que ya lo hace diferente a sus influencias) porque no deja dudas que su intención es buscar su propia identidad, y jamás notarías que es una banda de Polonia.

Aunque desgraciadamente hay un detalle, en el primer tema “Children with sow-thistles in their mouths”, una guitarra suena desafinada, se nota poco, pero definitivamente no está en el tono que exige la canción. ¿Error de novatos o error calculado?

Ignorando esto, creo que estos músicos tienen un gran potencial y su primer trabajo los encamina a buscar esa identidad dentro del amplio mundo del rock.

Puedes comprar o escuchar el álbum entrando aquí.

Integrantes:

Katie Hurdles – compositor, vocales, guitarra, Casio GZ-5

Paweł Tasak – bajo, violin , efectos de pedales

Michał Piech – batería y pandero.

Anuncios

THE CURE DEMUESTRA HONESTIDAD Y GUSTO POR TOCAR EN VIVO EN MÉXICO

Robert Smith dio todo en México. (Cortesìa Excelsior)

Robert Smith dio todo en México. (Cortesìa Excelsior)


A pesar de que no acudí al concierto de The Cure, me emocionó mucho saber que deleitó al público del Foro Sol, con 50 canciones en cuatro horas de presentación. Muy pocas bandas en el mundo y quizás ninguna puede dar ese tipo de espectáculos donde puedes saciarte del material clásico de toda la vida de una banda.

Me encanta la honestidad de esta banda, su entrega, su compromiso de que te sientas absolutamente satisfecho al pagar un boleto de su presentación. Si alguien quiere a sus fans es The Cure y lo demuestra con hechos y no tiene que andarlo diciendo a cada rato como otros grupos que sólo tocan hora y media y no dan para más a sus admiradores.

Para los que no vimos este concierto, esta presentación será vendida en Blue Ray, DVD y en 3D, por lo menos tendremos ese consuelo de poner a todo volumen en nuestra casa la actuación de una de las agrupaciones más influyentes y legendarias de la historia del rock.

Les comparto el set list:

Open
High
The End of the World
Lovesong
Push
In Between Days
Just Like Heaven
From the Edge of the Deep Green Sea
Prayers for Rain
Pictures of You
Lullaby
Sleep When I’m Dead
Play for Today
A Forest
Bananafishbones
The Walk
Mint Car
Friday I’m in Love
Doing the Unstuck
Trust
Want
The Hungry Ghost
Wrong Number
One Hundred Years
End
Encore:
The Kiss
If Only Tonight We Could Sleep
Fight
Encore 2:
Plainsong
The Same Deep Water as You
Disintegration
Encore 3:
Shake Dog Shake
Cold
A Strange Day
The Hanging Garden
Fascination Street
Charlotte Sometimes
Primary
Encore 4:
Dressing Up
The Lovecats
The Caterpillar
Close to Me
Hot Hot Hot!!!
Let’s Go to Bed
Why Can’t I Be You?
Three Imaginary Boys
(Robert Smith solo, no band)
Fire in Cairo
(Robert Smith solo, no band)
Boys Don’t Cry
10:15 Saturday Night
Killing an Arab

THE CURE: ALGUNAS EXPLICACIONES DE SU CULTO EN EL ROCK

The Cure regresa a Sudamérica y a México

The Cure regresa a Sudamérica y a México

Si hay una banda considerada de culto en el mundo, es sin duda alguna la banda inglesa The Cure, la cual comenzó a editar discos en la época del denominado post-punk,  aunque esto sólo es una referencia para ubicarlos en la historia del rock.

También los críticos en una época quisieron encasillarlos como “góticos”, por su atuendo y las letras depresivas de sus primeras producciones, sin embargo esté subgénero siempre les quedó corto, porque podían sorprender  a sus seguidores con algún tema con tintes jazzísticos.

Y aunque en los últimos años no han convencido musicalmente con sus producciones, la realidad es que ya no necesitarían hacer un disco más, debido a que su sonido, con la voz característica y liderazgo del cantante y guitarrista Robert Smith, han logrado un sello inconfundible; cualquier fan del rock los reconocería inmediatamente con sólo escuchar algunos segundos de su música.

The Cure es de esas bandas que más han expresado sus debilidades humanas, alejándose de los estereotipos del  rockstar, a pesar del maquillaje tan llamativo que han usado a través de varios años, principalmente su frontman Robert Smith.

Cambios constantes, alineaciones de retorno, peleas en las giras, demandas laborales, depresión, alegría excesiva, romanticismo, anuncios de desintegración constante, que hasta han originado el título de algún disco (Disintegration), así como intensas sesiones de estudio,   comprueban que son músicos de carne y hueso con errores y virtudes, más allá del  manejo tan estricto de la imagen que hay en la industria de la música, con todas las fórmulas de la mercadotecnia en boga y algunas que han prevalecido por años, como el mito del sexo y las drogas.

Actualmente The Cure ya no entra dentro de ningún molde establecido en el rock; como en sus inicios, están más alejados de cualquier cosa “alternativa” que exista y por esta razón siguen siendo una banda totalmente de culto, que a donde vayan, encontrarán fans leales, que siguen analizando las canciones del pasado y de actuales producciones, como si apenas hubiera salido el álbum. Esa es la diferencia con The Cure y otras bandas, sus discos se disfrutan y se analizan por años.

Lo que sea,  Robert Smith y todos los integrantes que lo han acompañado en su larga carrera con The Cure, están más allá de cualquier banda común y corriente y por eso sin sacar ni un sencillo, pueden llenar el lugar donde se presente, sea un auditorio chico, mediano o un estadio.

Ahora los tendremos en México, el  21 de abril en el Foro Sol –cuando Smith cumplirá 54 años de edad- dentro de su gira Latinoamericana que comenzará en Rìo de Janeiro, Brasil (abril 4), Sao Paulo (abril 6), Asunción, Paraguay (abril 9), Buenos Aires, Argentina (abril 12), Santiago de Chile (abril 14), Lima, Perú (abril 17), Bogotá, Colombia (abril 19) y seguramente, como ha pasado en otras ocasiones, reventarán el lugar y tocarán sin miramientos hasta que el cuerpo aguante, porque no son un grupo que sólo prepare unas cuantas canciones, sus shows son de más tres horas, algo que pocos hacen en estos años. Incluso Smith en el sitio web de la banda aseguró que tocará ese tiempo.

Definitivamente, todo el que presuma ser fan de La Cura debe acudir a tal magno evento.

Nota: los boletos comienzan a venderse el viernes 11 de febrero desde las 11:00 AM por Ticketmaster México.

BAJISTAS EMBLEMÁTICOS DEL ROCK: SONIDOS SUMAMENTE IDENTIFICABLES

Steve Harris dándole con todo al bajo

Steve Harris dándole con todo al bajo

La estrella de los instrumentos en el rock siempre ha sido la guitarra, pero ésta sonaría sin mucho sentido sino tuviera detrás de ella una base rítmica importante y en esta ocasión haremos un listado de bajistas emblemáticos, que llegan a tener un estilo tan definido, que cuando te conviertes en un asiduo fan, los reconoces con los ojos cerrados.

Comencemos con Simon Gallup, quien a pesar de que siempre le ha robado protagonismo el líder de The Cure, Robert Smith, su sonido en las cuatro cuerdas es referencia de cómo tocar sencillo,  nivelando correctamente el amplificador, con  figuras inteligentes, con grandes ganchos que te inspiran para tomar el bajo, temazos como  “10:15 Saturday Night” , “Killing an Arab”, por mencionar algunos de los innumerables clásicos,  expresan su estilo. Un músico respetado en toda la extensión de la palabra.

Steve Harris de Iron Maiden compone en base a sus diagramas hechos en su bajo, y su sonido de “caballito” cambió la forma de escuchar el heavy metal. Su dinamismo hace que las guitarras tengan que tocarse con virtuosidad. Su trabajo en  “The Number of the Beast”,  “Run to the Hills”, “The Tropper”,  “The Clairvoyant”, y  muchas otras hicieron historia y sus arpegios son toda una lección de técnica depurada.

Gene Simmons de Kiss también lo identificas de inmediato,  la agudeza de sus cuerdas siempre tocadas con plumilla han definido su sello. En las composiciones de su banda, no sólo es importante el riff sino como lo acompaña el bajo, algo que de inmediato se nota en clásicos como “Detroit rock city”, “100, 000 years” ,   “God of  Thunder”, “Sure know Somethin'”  y si a eso le añades sangre y su peculiar personalidad, tenemos un músico fuera de serie.

John Entwistle es el extinto bajista de The Who, quien definió un gran estilo, combinando agresividad y exactitud en las cuatro cuerdas,  sin olvidar su marca, con esa distorsión inconfundible en su bajo. La base rítmica que conformó junto al fallecido baterista Keith Moon, fue legendaria y una de las mejores del rock de todos los tiempos. Incluso el mayor clásico de The Who, “My generation”, brilla con el solo que hace este estupendo músico.

Michael “Flea” Balzary, bajista de los Red Hot Chili Peppers con sus continuos slaps y esas dinámicas figuras melódicas, son grandes lecciones  para cualquier aspirante a tocar las cuatro cuerdas. Su sentido del ritmo en este grupo es tan fuerte, que muchas veces te olvidas de la guitarra y comienzas a estudiar y analizar todo lo que hace Flea, nota por nota.

Su influencia es rara, porque de la complejidad del jazz cayó en lo más sencillo que es el punk y luego creó junto a los Red Hot el funk punk más vendible de la historial del rock.

Cliff Burton, otro legendario que se adelantó al más allá, cimentó las bases de cómo ser un gran bajista en una gran banda de thrash metal, en este caso Metallica. Cuenta la historia que los miembros de este grupo le rogaron para que se uniera a ellos, pues vieron el tremendo potencial que tenía como músico. Clásicos como “For Whom the bell Tolls” y “Orion” tienen su inconfundible sello.

Burton no era un improvisado, sabía leer música, había estudiado diversos estilos, desde el jazz, el clásico hasta el metal, y también adoptó la distorsión en su bajo, además del pedal wah-wah.  lo que lo hacía más espectacular en sus presentaciones en vivo. Llegó a la cima musical con Metallica, aunque ya no disfrutó de las ganancias millonarias, la muerte lo sorprendió a los 24 años en un accidente automovilístico en una carretera en Europa.

Paul McCartney  de The Beatles siempre será más conocido por ser un gran compositor que por ser un gran ejecutante, pero si dejamos de lado las clases magistrales que nos da en la armonía y la melodía y nos adentramos en las líneas que marcaba en su bajo, tenemos a un excepcional bajista que siempre va dando la pauta correcta para impulsar la canción.

“Come Together”, “Something'”, “I want you (She’s so heavy) son sólo algunos ejemplos de cómo acompañó una excelente canción, con su gran e inconfundible bajo Höfner.

  Reginald “Fieldy” Arvizu, bajista de Korn también ya ha puesto su marca en el mundo del rock, con ese estilo tan peculiar afinando un tono abajo  y además toca con cinco cuerdas, lo que hace la diferencia del sonido de su banda y que prácticamente definió el Nü metal que nació en los años 90’s.

No es fácil reversionar los temas de Korn, porque ese tonalidad abajo, obliga a los demás guitarristas a hacer lo mismo, creando una atmósfera muy pesada, pero muy distinta al metal clásico. Si a esto le añadimos el slap que cierra de inmediato Fieldy, logra un estilo extremadamente definido.  Un bajista muy original y difícil de igualar.  Para los que saben música, este gran bajista afina en A, D, G, C, F y les recomiendo “Got the life” para comenzar a estudiarlo.

Damos un giro extremo a nuestra lista y ahora damos paso a John Taylor de Duran Duran, que lo podría definir como un bajista inteligente, que siempre pone la línea de bajo en el momento preciso, y en el tiempo que dominó las listas con esta banda, musicalmente su trabajo en las cuatro cuerdas era más interesante que lo que escuchábamos en la guitarra.

Taylor hacía algo más que acompañar, solo hay que recordar “Planet Earth”, que mantenía a sus fans bailando con su línea de bajo y no era música disco lo que hacía.

Geddy Lee de Rush es definitivamente uno de los bajistas más influyentes en el rock, aunque su estilo va más allá de las cuatro cuerdas, cuando canta y toca el teclado en las presentaciones con su power trío, que nunca ha sido igualado por su destreza en el estilo progresivo que desarrollan desde hace más de 40 años.

Su amplificación aguda en el bajo, a través de diversas conexiones, manteniendo el sonido en vivo fiel a sus grabaciones en estudio, lo mantienen como un ejecutante brillante, muy por encima de sus competidores, por algo Guitar Player lo ha nombrado mejor bajista de rock en seis ocasiones y Bass Player en una sola ocasión. Si quieres ser atrapado por Geddy Lee y Rush escucha para comenzar “Tom Sawyer”.

Para terminar, hablemos de Duff Mckagan, el carismático bajista que ha sido parte de los legendarios Guns N’ Roses, Velvet Revolver, y del super grupo Neurotic Outsiders, entre otros.

El estilo de Duff no es tan complicado, pero su sonido es sumamente característico, por el nivel de efecto chorus que utiliza en su bajo, y que provoca que inmediatamente lo reconozcas, podría tocar con cualquier banda y sabrías siempre que es él.

Obviamente, faltan más, comparte tu conocimiento.

UNA COLABORACIÓN LEGENDARIA: ROBERT SMITH Y SIOUXSIE SIOUX

Siouxsie y Robert Smith en una gira por Francia en 1982

Siouxsie y Robert Smith en una gira por Francia en 1982

Todos sabemos que Robert Smith de The Cure es toda una institución en el mundo del rock, pero particularmente su colaboración legendaria con la misteriosa cantante Siouxsie Sioux en su también famosa pero desaparecida banda Siouxsie and the Banshees, fue para mi particular punto de vista un momento realmente mágico en el rock inglés.

Desde ayudarlos a terminar una gira, abrirles, sustituir de emergencia al guitarrista drogadicto o ser miembro oficial, el trabajo que hizo Smith con Siouxsie siempre ha sido aplaudido por los fans de ambas bandas.

Actualmente hay demasiadas colaboraciones entre músicos, casi siempre con el afán de vender más o hacer más atractiva alguna canción de mediano nivel, pero la colaboración del líder de The Cure  y Sioux fue un asunto de cuates (amigos), de carnales, de camaradas, hasta que lograron juntos colocar en los primeros lugares el cover de The Beatles “Dear Prudence”, que sonaba mejor en su versión en vivo que en la de estudio. En ese tema la guitarra de Smith es identificable a primera oída y mejoraron la rola de Lennon y McCartney como nadie lo ha hecho con otro tema de ellos.

Sería justo que volvieran a trabajar juntos y nos regalaran otra creación u otro cover, espero que todavía sigan siendo amigos, porque luego el tiempo y los egos separan amistades.

Les dejo este video con estas leyendas, en ese programa que hizo historia en la tv inglesa,  “Top of the Pops”.

CÓMO DIFERENCIAR EL ROCK DEL POP

Alguna vez un lector me preguntaba cómo se puede diferenciar entre la música pop y el rock y no confundirlos en el intento. Tal cuestionamiento me hizo pensar que los actuales jóvenes ante tanta música en boga y la mezcla de muchos ritmos, llegan a un punto en que ya no saben qué es lo que están escuchando.  Si a esto agregamos que las disqueras ubican a sus artistas en algún género y luego un crítico llega y los pone en otro, todo se convierte en un coctel de ideas donde las clasificaciones ya no son claras.

En los años 80’s la diferencia entre rock y pop era muy clara, pues por un lado tenías a un Quiet Riot llegando al número uno del Billboard tocando puro heavy metal y en otro extremo tenías a Cindy Lauper haciendo un pop rítmico con esa voz tan aguda que la caracteriza.

Abba hizo pop y Slayer   es rock metal

Abba hizo pop y Slayer es rock metal

Actualmente escuchas a un Paramore que suena con guitarras distorsionadas, pero son tan melosos que inmediatamente  se vuelven pop igualmente que  Tokio Hotel,después te encuentras a una Lady Gaga que es claramente un cantante popera, yque le pone tanto ritmo a su música que parece que escuchas música Dance.

Así que… cómo hacer esa diferencia, dónde se puede ver esa frontera entre el pop y el rock, aquí algunas consideraciones que para ser honestos pueden caer en la total subjetividad. Sin embargo, si te propones a escuchar mucha música y de todo tipo lograrás entender cada punto.

1- El pop tiene como esencia gustar a las masas, nunca buscará ser un género underground, porque su objetivo es vender. El rock en esencia busca plasmar una propuesta, pero siempre con la consciencia de que puede gustar o no, cuando las masas no le favorecen puede seguir desarrollándose en el nivel under o como dicen ahora, independiente.

2.-  El pop busca ser pegajoso, incluso meloso, las letras nunca intentarán llegar más allá de una frase bonita. Si se vuelve un clásico un tema es producto de la calidad y la constancia de siempre alcanzar los primeros puestos. Ejemplo más claro Michael Jackson. El rock no tiene como objetivo quedarse en una melodía pegajosa, busca también convertirse en un tema importante, inconscientemente se busca crear un  clásico, trascender a través de los años. Las letras a veces pueden protestar o crear consciencia.

3.-.- El pop nunca intentará ser agresivo, porque en sus seguidores eso en vez de ayudar ahuyenta a las audiencias. El rock puede darse el lujo de ser incluso inaccesible para las mayorías y ganar mucho respeto entre un público selecto.

4.- El pop es un fracaso si no escala las listas de popularidad. En el  rock  se puede crear un disco y estar olvidado por años, pero si es bueno alguien lo descubrirá y lo citará como su mayor influencia y es ahí donde su fracaso se vuelve un éxito.

5.- El pop puede tomarse como música frívola debido a la imagen que dan sus exponentes, a pesar de que a veces sí cuenten con calidad musical. Cuando una agrupación de rock es considerada mala irónicamente los críticos la ubican en el pop, algo que pasaba a cada momento con bandas de hair metal.

6.- El pop puede darse el lujo de hacer fusiones sin perder su esencia. El rock al abusar de las fusiones corre todo el riesgo de perder credibilidad.

7.- El pop tiene una base musical sencilla, aunque también puede tener una compleja estructura en los arreglos. El rock puede lograr grandes estructuras musicales sin que esto necesariamente tenga la intención de tener una visión comercial.

8.- El pop a veces se adueña de los conceptos de otros géneros cuando alguna producción vende mucho. Si algún grupo de rock hace pop abiertamente es considerado inmediatamente deshonesto. 

9.- Para reiterar: El pop busca ser comercial, el rock puede sobrevivir sin depender tanto de la mercadotecnia, aunque si vende seguiremos apreciando grandes leyendas.

10.- Música pop recomendada: Michael Jackson, Spandau Ballet, Duran Duran, Madonna, Lady Gaga, Britney Spears, Beyoncé, Abba, The Carpenters.

11.- Música rock recomendada: Fear Factory, Led Zeppelin, The Clash, Silverson Pickups, Muse, Joe Satriani, Dream Theater, Joy Division, The Cure, Black Sabbath.

FOTOS POLÉMICAS DEL ROCK (PARA HACER UN POCO DE MORBO)

A veces los grandes estrellas del rock son captados en momentos que no precisamente son de gloria y donde después de ver la foto, uno puede llegar a pensar varias cosas de ellos, aquí en Inquisidor71 ponemos algunos ejemplos con nuestro respectivo comentario.

Esta imagen la captó un fan en Mexicali, donde podemos pensar dos cosas de Gustavo Cerati, que las copas se le pasaron o que estaba totalmente cansado después de una intensa presentación.

Gustavo Cerati con unos fans posando un poco indispuesto

Gustavo Cerati con unos fans posando un poco indispuesto

En esta otra imagen, el cantante Robert Plant  al parecer se le olvidaron los pantalones cortos para jugar fútbol, y prefirió usar un traje de baño para darle al balón. 

2moshmf

Robert Plant haciendo deporte

Antes de los tables dances, la punketa Wendy O’ Williams, quien tristemente se suicidara, ya mostraba un lado más que erótico en sus conciertos.

wendy2

Cantar sin sostén lo deberían hacer más seguido

Ahora una sección de besos y claro que empezamos por Kiss, lo cual me hace dudar de sus tan publicitadas conquistas heterosexuales.

Aquí Ace Frehley dándose “calor” con un señor maduro.

acebeso

Ace Frehley realmente excitó a este tipo

Frehley también se vio cariñoso con Paul Stanley, antes de provocar la histeria en su audiencia.

paulandace

El Spaceman y el Starchild en los buenos tiempos

Gene Simmons se olvidó un rato de sus miles de mujeres y se dio un lenguetazo con un fan, que seguramente tenía sueños eróticos con él.

genesim

Gene Simmons pasando saliva con este rubio muchacho

Y ya que estamos en los besos, tambien los miembros de The Cure han tenido momentos románticos, como Robert Smith y Simon Gallup.

kisses

Este beso habrá inspirado el álbum "Kiss me, kiss me"

Y cómo ven este momento “sublime” entre David Bowie y Lou Reed, rock-stars de primer nivel a punto de un picorete, mientras Mick Jagger estuvo de cerca en este momento, aunque es tapado por ambos artistas.

LOU-RE~1

El talento también se une con un beso

Y volviendo a Kiss, una imagen de la sesión de fotos del álbum “Hotter than hell”, donde las modelos se quitaron un poco la ropa,  aunque esto no apareció en el arte del disco.

peter2

Peter Criss tratando de salir bien en la foto